La infertilidad masculina sigue siendo un tabú. Poco se habla de los problemas a los que se enfrentan muchos hombres y que acaban provocando la dificultad de tener un embarazo.

La Organización Mundial de la Salud afirma que alrededor del 40% de los casos de dificultad para quedarse embarazada están relacionados con algún problema de fertilidad masculina. Sí, el problema existe y es mucho mayor de lo que pensamos.

silueta de un hombre sentado

¿Cuáles son las principales causas?

En general, podemos decir que las dificultades que rodean a la infertilidad masculina se deben a alguna enfermedad o alteración en los espermatozoides.

Pero también es posible que la dificultad para quedarse embarazada esté relacionada básicamente con el estilo de vida que llevan muchos hombres, y entonces en estos casos, sólo un cambio de hábitos puede ser suficiente para aumentar las posibilidades de embarazo.

Entre los principales factores para la aparición de la infertilidad podemos mencionar:

  • La edad (a medida que pasa el tiempo, se produce una disminución de la producción de esperma);
  • Enfermedades de transmisión sexual;
  • Cambios en el esperma;
  • Condiciones médicas como la azoospermia y el varicocele.

Cómo detectar el problema

Para detectar el motivo que está provocando las dificultades para quedarse embarazada, se realiza una prueba súper sencilla llamada espermograma. Mediante esta prueba se examinan las siguientes características de los espermatozoides:

  • Concentración: en este parámetro se realiza la evaluación de la cantidad de esperma por milímetro. Normalmente, este recuento es de al menos 15 millones de espermatozoides por milímetro.
  • Morfología: cuando se realiza un análisis morfológico, se comprueba el tamaño y la forma de los espermatozoides, factores necesarios para fecundar el óvulo. Por ello, es necesario que los espermatozoides tengan una forma ideal que les permita realizar esta fecundación.
  • Movilidad: evalúa la capacidad de movimiento de los espermatozoides dentro del cuerpo.

Cómo tratar la fertilidad masculina

Dependiendo de la causa de la infertilidad, puede ser necesaria la intervención médica o, en algunos casos, incluso la cirugía.

Sin embargo, como se ha mencionado anteriormente, es posible que la infertilidad se produzca debido a los hábitos que tienen muchos hombres. Por lo tanto, si está pensando en tener hijos, es importante tener en cuenta que hábitos como el tabaquismo, el consumo de alcohol en exceso y una dieta poco saludable son factores que alterarán la capacidad del organismo para producir esperma de calidad.

Por lo tanto, mantener unos buenos hábitos es un paso muy importante para quienes quieren tener hijos en el futuro. Realizar ejercicios físicos y cuidar la alimentación, por ejemplo, son condiciones esenciales que favorecerán y aumentarán tus posibilidades de quedarte embarazada.

De todos modos, si estás experimentando dificultades para quedarte embarazada, lo más importante es que se realice una consulta médica para que se diagnostique la verdadera causa de dicha dificultad y, así, se indique el tratamiento más eficaz.