Todo el mundo sabe que durante el embarazo hay que seguir una dieta sana, rica en proteínas, vitaminas y hierro. Que se incluyan frutas, verduras y hortalizas en las comidas diarias. Pero, ¿qué no se puede comer durante el embarazo, todo el mundo lo sabe?

Atención principal

Los cuidados durante este periodo son fundamentales para que la mujer llegue a los 9 meses con su salud al día y el bebé bien desarrollado, por lo que la atención debe ir más allá de la reducción de esfuerzos físicos, el control emocional y las consultas prenatales, ya que la alimentación es el punto principal para un embarazo tranquilo y saludable.

Un consejo para las embarazadas: ¿quieres mejorar el placer del sexo durante el embarazo? Utiliza geles lubricantes de base acuosa que desempeñan el papel del moco cervical y siguen controlando el pH vaginal, reduciendo las posibilidades de proliferación de hongos y bacterias responsables de las infecciones. Famivita ha desarrollado el lubricante perfecto para las mujeres embarazadas, FamiGel. Puedes comprarlo aquí en nuestra tienda virtual.

Recomendaciones de alimentación

Normalmente, el obstetra te informará de cómo debes comer, y de qué alimentos no están indicados y pueden ofrecer riesgos. Es el caso de las carnes crudas y poco cocinadas, algunos tipos de pescado, el marisco y las bebidas.

  • Carnescrudas y poco cocinadas - Deben evitarse las carnes crudas y poco cocinadas durante el periodo de gestación por el riesgo de contaminación con toxoplasmosis y otras bacterias. Las carnes ahumadas, como el jamón, el tocino y las salchichas, también presentan riesgo de contaminación por toxoplasmosis, que puede provocar daños mortales al bebé si se activa durante la gestación.
  • Huevo crudo - El huevo es un alimento rico en vitamina A, hierro, calcio, vitamina B12 y vitamina E. Actúa de manera poderosa en el aumento de la resistencia contra las infecciones, además de fortalecer las uñas, el cabello y los dientes. Sin embargo, si se consume crudo ofrece riesgos de contaminación con salmonela. Por lo tanto, es uno de los alimentos que deben evitarse durante el embarazo, especialmente en recetas como la mayonesa casera.
  •  Pescado - El pescado es un alimento precioso que debería estar en el menú semanal de todo ser humano. Es rico en vitamina D y calcio, además de aportar hierro y vitamina B12, que son nutrientes importantes para la salud de la sangre. Sin embargo, durante el embarazo, algunos tipos de pescado y marisco deben quedar fuera del menú, como el atún y los pescados de cuero, como el bagre y la pintada. Ofrecen un mayor riesgo de contaminación por metales pesados como el mercurio, que puede afectar directamente al sistema nervioso del feto. El pescado crudo también debe cortarse en esta fase porque ofrece riesgo de contaminación con toxoplasmosis e infecciones alimentarias.
  • Queso - El queso es un alimento rico en calcio y varios otros nutrientes muy importantes para la salud y un mejor desarrollo del feto. Pero algunos tipos de queso no están indicados para su consumo durante el embarazo porque ofrecen riesgo de contaminación por brucelosis, como es el caso de los quesos frescos no pasteurizados, camembert, philadelphia, brie y mozzarella.

Bebidas no recomendadas

Además de los alimentos que no se pueden comer en el embarazo, están las bebidas que deben eliminarse también durante la gestación y la fase de lactancia. Las bebidas alcohólicas son algunos de los ejemplos. El consumo de bebidas alcohólicas durante el periodo de gestación, está directamente relacionado con nacimientos prematuros, bebés de bajo peso, con malformaciones fetales y retraso mental.

No es necesario suprimir el consumo de cafeína, pero su cantidad debe reducirse considerablemente. La cafeína en exceso puede afectar al funcionamiento del corazón del feto y ralentizar su desarrollo. además, también es responsable del aumento de las estrías en el cuerpo femenino. También debemos recordar que la cafeína no sólo se encuentra en el café diario, sino en los refrescos de cola y en los tés negros.

Alimentación sana durante el embarazo

Durante el embarazo es necesario aumentar la ingesta de alimentos ricos en nutrientes y vitaminas, porque es a través de ellos que el organismo materno recibirá la cantidad necesaria y se trasladará al correcto desarrollo fetal. Hay que olvidar la vieja frase "comer por dos".

Calidad de los alimentos

No es aumentando la cantidad de alimentos que se tiene una dieta saludable, sino en la calidad de lo que se ingiere. Una dieta equilibrada en los momentos adecuados es suficiente para mantener el consumo de los nutrientes necesarios. Además de comer cada 3 horas, la embarazada debe elegir qué comer.

Hay que consumir frutas, verduras y hortalizas, y no olvidar lavarse muy bien antes de comer. La reducción de la sal y de los condimentos también es muy importante para reducir la hinchazón y la retención de líquidos que aumentan aún más durante el periodo de gestación.

Hay que eliminar del consumo las carnes grasas, los fritos, los dulces y los alimentos grasos. Esta práctica además de controlar el aumento de peso, disminuirá las posibilidades de que el colesterol y la glucosa aumenten.

Tiempo adecuado para comer

Comer pequeñas porciones varias veces al día es la mejor manera de mantener una nutrición adecuada. De este modo, se evitan las náuseas, el mareo y los vértigos. La ingesta de agua también es esencial para mantener el cuerpo hidratado, ayuda a la digestión y contribuye a la desintoxicación del organismo. Además de contribuir al mejor funcionamiento de todo el organismo.

Aprovechando el espacio quiero contar una noticia a nuestros lectores. En colaboración con la empresa Famivita, desarrollamos algunos productos que ayudan en la fertilidad de hombres y mujeres, entre ellos las vitaminas de la fertilidad que potencia la ovulación FamiFerti y en el caso de los hombres mejora la calidad de los espermatozoides, ViriFerti, así como el test de ovulación, la prueba de embarazo y el gel lubricante FamiGel. Puedes adquiéralos aquí en nuestra tienda online.

Ver también: Dieta durante el embarazo - Gerando com Saúde

Fotos: sean dreilinger, Toshihiro Gamo